El terrible hecho tuvo lugar el día domingo alrededor de las 17 horas. Los jóvenes que perdieron la vida son Maximiliano y Joaquín Molas, de 19 y 22 años respectivamente.

#TagediaEnNoetinger

NOETINGER: El día domingo, en horas de la tarde, los hermanos Maximiliano y Joaquín Molas se encontraban reunidos en su domicilio junto a un grupo de amigos. En la oportunidad decidieron desagotar un aljibe mediante una bomba extractora.

En determinado momento se corta la soga de la bomba y cae al aljibe. Uno de los hermanos, según relataron testigos, se lanza al interior del aljibe para intentar detener el extracto y no logra hacerlo.

Desesperadamente el otro hermano se lanza intentando ayudarlo.

El aljibe tiene una boca muy pequeña.

Debido a que la bomba funcionaba con combustible (nafta) en el interior se emanaban muchos gases. Los jóvenes sufrieron asfixia por inhalación de monóxido de carbono. Los amigos intentaban extraerlos pero era imposible.

Tras el llamado los bomberos acudieron al lugar y derrumbaron el aljibe para rescatar a los jóvenes hermanos.

Fueron trasladados al hospital de la localidad y, si bien se llevaron a cabo todas las maniobras de reanimación, fallecieron.

Los jóvenes eran los dos únicos hijos de la familia.